Emprendimiento ¿Es solo cuestión de negocios?

Emprendimiento ¿Es solo cuestión de negocios?
Puede que cada vez que veas las noticias, o leas alguna nota en internet veas continuamente la palabra emprendimiento o escuches de grandes casos de emprendedores que iniciaron su propio negocio y que han llegado a tener un gran éxito, pero acaso ¿el emprendimiento es solo cuestión de negocios o carrera profesional? En este sentido puedes tener en cuenta que, emprender es sinónimo de comenzar, y a su vez comenzar es iniciar, empezar, intentar. ¿Has pensado en algún momento que eso es parte de lo que haces cada día? En el momento que despiertas, llega a ti eso, el regalo de empezar de nuevo, y este regalo es aplicable a todo, absolutamente a todo. Pero ¿de quién depende ese emprendimiento? Principalmente de ti, comenzando con las más mínimas acciones. Y luego de las personas que pueden apoyarte y ayudarte a desarrollar las herramientas que necesitas en tu día a día para el logro de esas metas. En este sentido lo primero que necesitas saber, es ¿Qué quieres hacer? ¿Qué deseas realmente lograr? Parte de lograr ser exitoso es pensar y tener claro en tu mente qué quieres lograr en realidad, ¿cuál es esa tarea que quieres emprender? Teniendo esta imagen claramente definida necesitas seguir con los pasos que te permitirán lograrla. Cuando anteriormente te decía que, de ti depende todo y que debes empezar desde lo más mínimo, me refiero a cada detalle en tu vida. Pregúntate ¿Cómo comienzas el día? ¿Acaso te levantas inmediatamente con el sonido de la alarma? ¿O lo pospones cinco minutos más? ¿Te pasa que esos cinco minutos terminan siendo veinte y llegas tarde a tus actividades? Ahí está un primer detalle en el que puedes trabajar. Cuando “emprendes” una nueva tarea debes enfocarte en lograrla. En este caso el manejo del tiempo es extremadamente importante, iniciar el día en el momento justo te puede permitir hacer más tareas sin tener la presión de ir sobre la hora y contrarreloj.  Así que si esto es un problema para ti, el primer emprendimiento del día es: levantarte a una hora adecuada. ¿Te pasa que te encuentras posponiendo tareas constantemente? He aquí otro aspecto u otro comienzo que puedes aprovechar. Usualmente hay tareas diarias que se deben hacer, y puede que algunas de ellas no sean de tu gusto, lavar los platos, preparar la cena, hacer el informe del trabajo, preparar las cosas del día siguiente probablemente no sean tus tareas favoritas, pero he aquí una recomendación que te puede resultar útil: haz primero aquello que no te gusta hacer, y luego verás que tienes suficiente tiempo para hacer aquello que deseas. Aplicando este método podrás cumplir con tus obligaciones, distribuir mejor el tiempo y dejar atrás la presión de tener tareas impostergables pendientes por hacer. Recuerda que cada asunto que quieras mejorar en tu vida, cada aspecto comienza por una pequeña decisión y cada una de ellas van sumándose para hacer que tu vida sea mejor a cada momento.  Los pequeños cambios son esos “emprendimientos” que van favoreciendo que tu vida sea mejor. Para ello ¡estoy aquí! para guiarte en el camino, ayudándote a superar esos miedos y barreras, mediante la obtención de técnicas y herramientas, que facilitaran ese proceso de crecimiento que deseas alcanzar. En este momento pongo en tus manos el libro: ¡tú eres el gerente de tu vida! (Disponible en Amazon). Visítanos en Sermijefe  o encuéntranos en las redes sociales como @davidblancooficial
Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.